EL DILEMA DE LOS GOOFYS EN HAWAI

Es una estadística alarmante para los que surfean con el pie derecho adelante ; Desde el año 2000 sólo ha habido un goofyfooter que ha ganado un evento de la Triple Crown en Hawai. Eso es una sola victoria en 48 eventos desde el cambio de milenio; Llegó en 2008, cuando CJ Hobgood ganó en Sunset.

Se plantea la cuestión de si Hawaii es un lugar particularmente difícil para surfear como un goofyfooter. Si empezamos en Haleiwa, la ola no ofrece secciones de tubo, la mayoría son grandes paredes . Esto, en teoría, debe proporcionar un juego bastante parejo para goofy sy naturalfooters. Sin embargo, desde 1985, sólo dos backsiders, Conan Hayes en 1999, y Barton Lynch en 1985, han ganado allí.


Si bien generalmente se piensa que los goofyfooters representan una minoría en la población de surf más amplia, es una apuesta justa decir que dos victorias de 30 significa que han sido lamentablemente poco representada en Haleiwa. John John Florence siguió con esa tendencia este año, aunque el tercer lugar de Marc Lacomare fue el más cercano a un goofy a la victoria en un tiempo.


La historia en Sunset es similar, pero algo esperada. Sunset se conoce universalmente como ola muy difícil pa surfear en backside. En los 40 años de historia del evento en Sunset, sólo ha habido tres ganadores en backside. Además de la victoria de CJ, Michael Rommelse ganó allí en 1997 en el camino a una victoria de la Triple Corona, mientras que Tom Carroll, considerado el mejor goofy nunca en Sunset, ganó dos veces en 1988 y 1982.


Eso sólo deja el Pipeline Masters, el lugar donde uno pensaría que un goofy tiene una clara ventaja. Y en los primeros días asi fue. A lo largo de la década de 1970 Gerry López, Rory Russell y Larry Blair se llevaron seis títulos entre ellos. En la década de 1980 Tom Carroll, Occy, Derek Ho y Roby Page continuaron la tendencia. Sin embargo, después de que Derek Ho consiguió su segunda victoria en 1993, Rob Machado en el año 2000, nadi goofy se ha llevado el trofeo ilustre de Pipe Masters . 

Podemos mirar el creciente papel de Backdoor y la dominación del evento por Kelly Slater y Andy Irons como razones para eso, pero aún así, una victoria en 23 años es un triste regreso para lo que se considera el mejor tubo de izquierdo del mundo.

¿Volverán los goofyfooters alguna vez? Los veremos en el proximo evento en Sunset Beach que comienza del 25 de noviembre al 6 de diciembre 2016.

BALUVERXA