ALVARO AMA PUERTO

Puerto Escondido posee la fascinante belleza y tambien miedo que sólo unas pocas olas del planeta comparten. Los picos cambiantes y las olas intensas hacen una situación precaria incluso para un veterano experimentado. Pero eso no detiene la peregrinación anual de verano de guerreros de aguas pesadas, como el peruano Álvaro Malpartida, de viajar a Oaxaca para una muestra del oleoducto mexicano en su forma superior.
ALVARO MALPARTIDA
BALUVERXA